Tipos de enfermedades periodontales

GINGIVITIS

La Gingivitis es el tipo de enfermedad periodontal más leve.  Ocasiona que las encías se pongan rojas e inflamadas, y a su vez hay sangrado fácil.  Por lo general durante esta etapa no hay molestia.  La causa principal es higiene oral inadecuada, y la misma es reversible con tratamiento profesional y buena práctica de higiene oral en su hogar.

Otros factores que pueden contribuir a la gingivitis incluyen: diabetes, cigarrillos (u otros productos de tabaco), edad, predisposición genética, nutrición inadecuada, pubertad, fluctuaciones hormonales, embarazo, medicamentos para condiciones cardiacas, entre otras.

PERIODONTITIS

Si la gingivitis no es tratada, la misma puede progresar y convertirse en periodontitis.  En esta etapa, la placa bacteriana se acumula debajo de las encías, causando mayor irritación y comenzando a ocasionar pérdida ósea.  Al perder hueso, y la encía separarse del diente, aumenta la movilidad de ellos, al igual que la acumulación de bacterias ocasiona un mal aliento constante (halitosis).

La periodontitis se divide de la siguiente manera:

  • Aggressiva- ocurre en pacientes que estan clinicamente saludables y son jóvenes.  Se presenta con destrucción rápida de tejidos oseos y encías.
  • Crónica- Resulta en inflamación dentro de los tejidos de soporte, la pérdida de estos tejidos es progresiva.  Es la más común, afectando a sobre 1/3 parte de la población.
  • Periodontitis como manifestación de enfermedades sistémicas- Condiciones tales como enfermedades cardiacas, respiratorias, y diabetes se han asociado con esta forma de periodontitis.  La periodontitis NO causa estas condiciones, sin embargo las personas que padecen de estas enfermedades tienen una mayor predisposición para padecer de periodontitis.  En especial los pacientes diabéticos.
  • Periodontitis Necrosante- Se caracteriza por necrosis y dolor en los tejidos gingivales, ligamento periodontal y hueso alveolar.  Se observa mayormente en pacientes severamente desnutridos e immunosuprimidos.

La mejor forma de prevenir esta condición es con buena práctica de higiene oral en su hogar.  Su periodoncista puede educarlo y asegurarse que su cuidado oral sea óptimo.  Recuerde visitar a su dentista cada 6 meses.  Pacientes con condiciones de las encías deben visitar a su periodoncista cada 3 meses para arrestar la condición y evitar la pérdida de dientes.